Noticias

26 09 2007

Por fin ha llegado el día.

Hace ya algunas semanas pedí un par de pastillas de las de verdad, para hacer ruido del bueno con mi “6 cuerdas”. Hoy ya han llegado mis Seymour Duncan.

369379.jpg

Llegan en uno de los mejores momentos posibles de mi vida. Sin tener en cuenta que soy más feliz que nunca, parece que esta semana se hará realidad el sueño de tener una banda, de momento sin nombre ni canciones propias, pero ahí está el comienzo.

Además creo que el bajista también habrá recibido hoy su nuevo bajo, así que ahora … que se preparen los vecinos, sus tímpanos y las paredes.

Long live Rock n’ Roll!!! 

Anuncios




Elastica

25 09 2007

Después de haber escrito algo sobre bandas internacionalmente conocidas y con el rock como punto de encuentro, quería escribir sobre algún grupo que empiece por la E… ¿Europe? Mmm…, prefería otra cosa y después de pensar un rato me he acordado de una canción que escuché en un recopilatorio mítico del 1995. Casi nada.

Recordaba haber escuchado una canción pegadiza, tenía unos 10 años por aquella época y seguro que todo me sonaba bien, jajajaja.

Con la E … Elastica y su tema “Connection“.

Hoy he buscado alguna cosilla sobre estos británicos que hacían Brit-pop con una inconfundible mezcla de punk. La banda, con algunos ex-componentes de Suede se deshizo en 2001, consiguiendo que su mayor éxito fuera colocar Connection como la música promocional de una emisora inglesa. 

No tuvieron una carrera larga y exitosa, pero al menos nos dejaron para la posteridad algunos temas como estos, no es lo que acostumbro a escuchar pero tampoco son 100% basura. Hay cosa peores.

Connection: No es la mejor canción de la historia pero…al menos tiene un riff pegadizo. 

Waking Up: Por poner algo más.





El Leopardo Sordo

24 09 2007

O lo que es lo mismo: Def Leppard.

Una de las bandas de rock ( y todo lo que se le quiera añadir: AOR, pop, heavy, NWOBHM, glam,…) que tuvieron su época dorada en una de las mejores décadas de la música: los 80.

Yo conocía su existencia pero nunca me decidí a escuchar un disco suyo hasta que un día ví en alguna revista la “discografía básica” que debe tener un buen amante del rock y del heavy, y junto con el Slippery when wet de Bon Jovi, el Master of Puppets de Metallica, el Back in Black de AC/DC y el Appetite for Destruction de los Guns and Roses entre otras cuantas joyas musicales, me quedé mosqueado viendo que Def Leppard tenía 2 discos en el Top 10: Hysteria y Pyromania.

  

Con estos 2 discos Def Leppard se han convertido en parte del selecto grupo de rockeros que han vendido más de 10 millones de copias de más de un disco sólo en los EE.UU.

Canciones como Rock rock (till you drop) -parte de la banda sonora de Rockstar-, Die hard the hunter, Comin’ under fire, Pour some sugar on me, Armageddon it, Gods of war, o Hysteria tienen que hacer sentirse mal a cualquiera que no haya escuchado estos dos discos.

Pero la mala suerte también está presente en la historia de Def Leppard.

Un accidente hizo que en 1984 el batería del grupo, Rick Allen, perdiera un brazo. A pesar de todo, siguió tocando con una batería hecha a medida. Pero el golpe más duro tuvo lugar cuando Steve “The Riffmaster” Clark murió debido a una peligrosa mezcla de alcohol, antidepresivos y barbitúricos. Los miembros de Tesla le dedicaron el tema Song & Emotion.

Ni esto, ni las críticas sobre su desviación hacia el pop y la comercialización de su estilo han podido detenerles, y después de grabar un disco de versiones, están preparando un nuevo disco que esperemos que salga este año o el que viene.

Algún vídeo para que os pique el gusanillo.

Pour some sugar on me: (versión EE.UU y versión Reino Unido)

Hysteria:

Gods of War:

Creo que me he enamorado de esa Gibson con 3 pastillas y palanca…





Melkiades

22 09 2007

Son fiestas aquí en Logroño y por suerte la presencia musical en estas fiestas es numerosa, aunque cantidad no siempre es sinónimo de calidad.

He visto, motivado por diferentes causas, conciertos de Pignoise, Kiko y Shara y ayer (21 Septiembre) el plato fuerte: Atypical y Melkiades, dos grupos de La Rioja, y si los primeros fueron buenos, los segundos fueron increíbles.

Melkiades es el proyecto personal, muy personal de Dan Díez, ex-guitarrista de los desaparecidos Red Wine. El ahora técnico de sonido y co-propietario de los Estudios Track 6 de Logroño se involucró en este trabajo “Del Principio hasta Aquí” grabando la voz cada uno de los instrumentos excepto la batería y componiendo letras y música.

Ayer fue la presentación en directo de este trabajo actuando en el festival Parrilla Rock, donde demostraron todo lo que tienen y valen.

Acompañado por otros dos ex-Red Wine, Dani al bajo y Mario a la guitarra (al batería no tengo el placer de conocerle) llenaron la noche con una mezcla de rock y heavy de muchos quilates, con algunos riffs rompedores y solos vertiginosos, y aunque no soy un gran admirador del shred, me encantaron.

Hacía tiempo que no veía tanto talento encima de un escenario. Hacía tiempo que no veía a un grupo con tanta calidad, pasárselo tan bien, disfrutar y hacer disfrutar tanto sobre las tablas. No exagero si digo que ahora mismo, teniendo en cuenta los últimos discos, a nivel técnico se encuentran a mi parecer por encima de leyendas como mis adorados Bon Jovi.  

Tuve el pacer de ver el primer concierto de esta nueva formación en el que presentaron su nuevo CD tocando todas y cada una de las canciones y versionando el Our Time Is Running Out de Muse de forma increíble, con el bajista cantando, y el guitarrista deleitándonos con esa intro de bajo, mientras Dan seguía con su 6 cuerdas.

Espero que triunfen y lleguen a conseguir el éxito que se merecen.

Personalmente, tengo que decir que fui al concierto un poco por curiosidad por saber quienes serían los músicos que acompañarían a Dan, ya que fue mi profesor de guitarra hace unos años…y me llevé una grata sorpresa al ver que Dani y Mario (también fueron profesores míos de guitarra) tocaban con él.

A Melkiades sólo puedo decirles: Mucha suerte fenómenos!!!

Y a los demás: Disfrutadlo —> Melkiades

  





Libertad

19 09 2007

No acabo de cogerle el gusto al nuevo disco de Velvet Revolver. Es más, si no fuera por Slash creo que ni siquiera hablaría de este CD.

velvet.jpg

Tal vez haya puesto demasiadas esperanzas en este disco y por eso me he llevado una decepción. La voz de Scott Weiland sigue sin convencerme, a pesar de que como frontman es muuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuy bueno, pero no me gusta su voz.

Slash parece haber perdido lo que le hizo uno de los grandes, escucho Libertad y no encuentro esos adictivos riffs de la época de los Guns, ni veo solos tan desgarradores como los de hace años, no encuentro el sentimiento que desprende cada nota que sale a través de sus Marshall.

Libertad es un disco previsible. No encuentro muchas cosas positivas a destacar, algún riff como The last fight o Just sixteen,  no soy capaz de encontrar un solo digno de ser comparado con los clásicos de November Rain, Don’t Cry y menos aún con Sweet Child, Mr. BrownstoneParadise City.

Sin duda, lo mejor de Libertad es que Duff sigue siendo un tío que te hace querer aprender a tocar el bajo, es sin duda uno de los grandes de este instrumento, y en cuanto a las canciones, yo me quedo con Get Out the Door -un muy buen riff, idea de Dave, segundo guitarra- tal vez la más pegadiza y la mejor canción del disco, también destacaría la última pista Gravedancer, lo que más se acerca a una power-ballad, muy buena, además en el disco viene con regalito, lo que la hace aún mejor.

En definitiva, la esperanza es lo último que se pierde y yo sigo confiando en Slash, el que tuvo retuvo y nunca me cansaré de esperar alguna canción de Velvet Revolver que merezca el honor de ser comparada con alguno de los temazos de Gn’R. Hasta entonces, habrá que seguir disfrutando de la calidad de Duff y de los directos, que en muchas ocasiones superan al disco.

Get Out the Door:

  





Para alucinar

19 09 2007

Alucino.

Aristóteles decía que la justicia consiste en dar a cada uno lo que es suyo o lo que le corresponde, y si esto es así, la justicia no funciona.

Uno se entera de algunas cosas que pasan y alucina como es mi caso.

No entiendo como alguien que se toca los cojones a dos manos durante 4 años consecutivos puede sacarse una carrera universitaria a la primera y otros como yo, que sólo me toqué los cojones el primer año, por causas evidentes, sigo estudiando como un gilipollas para acabar mi carrera un puto año más tarde que la gente que se pasa la vida rascándose las bolas y viviendo de fiesta en fiesta y viaje en viaje.

Me niego a admitir que alguna vez he compartido aula con algún genio. Tal vez sea verdad lo que vemos en alguna pelícluas en las que los/as alumnos/as se dedican a hacer ronda de despachos en sus repectivas facultades y consecuentemente después tardan algún tiempo en sentarse en una silla y cuando bostezan se les pueden ver las muelas, la campanilla, las amígdalas y parte del esófago, la faringe y la laringe.

En fin, le voy a robar unas palabritas al maestro Wylde y se las dedico a todas estas personas:

 

I hope you get what you deserve, worse and even more, and even more. 

 

P.D. SI alguien se siente ofendido y/o aludido puede llamar por teléfono al Tomate, a la pitonisa Lola o puede contarle sus penes penas a sus coleguitas de los despachos.





¿Qué es ser una estrella del rock?

13 09 2007

Ser una estrella del rock conlleva algunas responsabilidades, sobretodo si tu época dorada se situó en los años 80.

Ser Tommy Lee tiene que ser una responsabilidad enorme. Ser el batería de uno de los grupos referencia de uno de los grupos más importantes de los 80 y 90, ser un tío más polémico que Bruce Willis en la trilogía de la Jungla de Cristal (bueno, vale, ahora son 4), ser el ex-marido de una de las mujeres más deseadas de la historia, ser el poseedor de un historial sexual similar al de Gene “Dr. Amor” Simmons y una cantidad de incontable de rumores de todo tipo te obliga a mantener tu estatus de estrella degenerada de rock.

Tiene que ser difícil mantener tu nombre en los foros y páginas web de música.

Tommy Lee sabe lo que tiene que hacer y por eso sigue agrandando su leyenda: Se dice, se comenta que estando en un club a altas horas de la madrugada al pobre Tommy le surgió una urgencia. Después de hablar con los encargados del local pudo por fin liberarse ya que le dejaron hacer lo que el había pedido, tirarse a una tía encima del escenario.

Definitivamente, forjarse una leyenda, ser una estrella del rock requiere un gran trabajo.

P.D.: Me imagino las palabras de este figura:

Oye perdona, ¿ves a esa zorrita rubia de allí?

– Sí, claro.  

¿Te importa mucho si le hago encima del escenario lo mismo que le hacía a Pam en el vídeo, así en plan conejillos? 

– Espera que le pregunto al jefe. […] Vale, puedes hacer todo lo que quieras con ella.

Vale tío, muchas gracias, tómate algo a mi salud, dile a la camarera que invito yo.

Seguramente serán sólo rumores y publicidad gratuita, pero con ese historial y esa cara…me creo cualquier cosa

tommy_lee_blesse.jpg